No temas, cree solamente

¿Qué hacemos cuando todos nos dicen que nos demos por vencido? Jesús expone algo contrario a lo que nuestra perspectiva puede llegar a ver.

“Mientras él aún hablaba, vinieron de casa del principal de la sinagoga, diciendo: Tu hija ha muerto; ¿para qué molestas más al Maestro? Pero Jesús, luego que oyó lo que se decía, dijo al principal de la sinagoga: No temas, cree solamente.” (S. Marcos 5:35-36 RVR1960)

Habrá circunstancias en las que no parezca que vayamos a salir bien librados, si a eso le agregamos la negatividad de las personas que vienen y nos dicen: “Ya tu hija murió ¿para qué molestas al Maestro?”.

Tal vez esa “hija” sea algún sueño que se estancó, una crisis matrimonial, desempleo, etc. Nosotros tenemos en nuestras manos la decisión de oír esas palabras, ó escuchar las palabras de esperanza y de vida que Jesús nos dice: no temas, cree solamente.

La palabra de Dios nos cuenta como Jairo le rogó a Jesús para que fuera y salvara a su hija; Jairo sabía quien era Jesús y lo que él podía hacer, tal vez eso fue lo que hizo a Jairo confiar en las hermosas palabras de Jesús. Quizá si Jairo no hubiera conocido a Jesús, él hubiera desistido al oír las voces de la gente que le decía que dejara en paz al Maestro.

No importa lo que pase ó lo que digan los demás al final del día, debemos confiar y aferrarnos a las palabras de Jesús. Sí, el miedo paraliza, no te deja avanzar, pero tenemos un Dios grande, fuerte, poderoso, hacedor de maravillas, un Dios que no nos pide más que creer sin temor, y eso amigo mío implica fe:

Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve (Hebreos 11:1 RVR1960).

Pongamos nuestra fe en Dios, en cada una de sus promesas, en cada uno de sus mandatos. Si estas pasando por una situación difícil, quiero invitarte a que no temas y creas en Dios. Tenemos un Dios que puede hacer cosas increíbles, cosas sobrenaturales: puede sanar, restaurar, proveer, liberar, perdonar, y mucho más, tenemos un Dios increíble, y el esta 100% disponible y te quiere conocer. Si no le conoces, acércate a él, te esta esperando con los brazos abiertos.

-David Cabral

Actualmente hay 5 comentario(s)

  • Alejandro Palacios

    fecha del comentario October 14, 2014 at 6:19 pm

    Esta palabra ha bendecido mi vida.

    Muchas Gracias. 🙂

    Reply
  • Jesús Angel

    fecha del comentario January 9, 2015 at 3:34 pm

    Estoy en una situación similar me gustaria asistir alguna reunión para esuchar la palabra porqué siento me hace falta renovar mi alma llenar con el . espíritu santo amén

    Reply
  • Rivelino Salazar

    fecha del comentario March 4, 2015 at 1:42 am

    He asistido a las reuniones los domingos y realmente….. atraves de sus palabras…. Dios a renovado mi alma y tiene un plan para mi y para mi familia.

    Reply
  • paulino

    fecha del comentario December 20, 2015 at 2:05 pm

    Gracias a Dios (jesús) por todo lo bueno que ha hecho por nosotros. yo también lo quiero.

    Reply
  • Ana gloria

    fecha del comentario January 18, 2016 at 10:28 am

    Dios me a dado palabra….de vida

    Reply

Queremos oir tus comentarios

Donde Vayas

Estaba perdido y me encontraste aquí,
Tu gracia me rescató.
Y aun en tinieblas, Señor me diste tu luz.
En ti pude renacer

Tu compraste, Dios, mi vida
Tu pagaste con tu sangre, mi perdón
Te pertenezco, Señor.

Te seguiré a donde vayas
Mi corazón te pertenece
Tuyo soy por siempre.

Estaba perdido y me encontraste así
De pronto volví a vivir
Y cuando fui ciego, tu amor mis ojos abrió
Tu espíritu me hizo ver.

/ Por siempre, tuya es mi vida
Voy a seguirte en cada paso.

Letra y música por Alejandro Palacios.
Monterrey, México. 2014.
×
Quédate Cerca

Alguna vez escuché
de un amor que hace a las flores renacer, revivir
Y vestirse como nadie en su esplendor.

Alguna vez escuché
de un amor que hace a las aves despertar y cantar
emprender el vuelo otro día más.

Alguna vez escuché
de un amor que hace a la gente sonreír, ser feliz.
Y en un momento, tu cruz, perdido encontré
Desde ese entonces yo soy feliz por El.

Y al final tu dulce voz llamándome
Ya no estoy solo
Y al final tu dulce voz llamándome
Ya no estoy solo
Quédate cerca, quédate cerca, cerca de mi.

Letra y música por Alejandro Palacios.
Monterrey, México. 2014.
×